ALBERTO habló ante acreedores de la deuda: qué dijo



El Presidente ratificó la intención del Gobierno de sostener su flagrante propuesta por la deuda, aunque matizó al subrayar una inclinación dialoguista

El presidente Alberto Fernández expone esta tarde a través de videoconferencia frente a el Consejo de las Américas, con sede en Nueva York, en el situación del ciclo de conferencias que organiza la entidad estadounidense.

En este situación, ratificó la intención del Gobierno de sostener su flagrante propuesta por la deuda, aunque matizó al subrayar una inclinación dialoguista.

«No estamos para pelear con nadie. Estamos para encontrar un acuerdo sensato«, afirmó.

Sobre las condiciones de la flagrante propuesta a los acreedores, que fue rechazada por varios fondos, dijo: «Creánme que esto es lo que podemos pagar; y no es un capricho, es sensatez. Es no estafar a nuestros acreedores prometiéndoles algo que no podemos cumplir».

«Lo que necesitamos es compresión de todos. No pueden acusarnos de no haber mantenido el diálogo y de no haber hecho un esfuerzo», agregó.

Fernández aseguró que Argentina debe tener «una deuda coherente con su nivel de desarrollo, y afirmó que entre 2003 y 2015 «el país siempre cumplió sus obligaciones».

Al realizar un panorama de la situación argentina, el Presidente afirmó que recibió «un Gobierno con muchas dificultades», ya que «enfrentaba un 36% de pobreza» y «había un nivel de endeudamiento que casi comprometía al 100% de su PBI».

«Recibimos un gobierno con muchas dificultades. Llegamos al gobierno y la Argentina enfrentaba un 36% de pobreza, había un nivel de endeudamiento que casi comprometía al 100% de su PBI. En una Argentina absolutamente estancada», enfatizó Fernández.

Y añadió: «Argentina padece un dita fiscal que el gobierno que me precedió creyó que el modo de solventarlo era tomando crédito, y la verdad no es una buena idea». 

Tensión por la deuda: rechazo a la contraoferta de bonistas

Tres grupos de bonistas que dicen concentrar más de un tercio de la deuda argentina anunciaron la presentación de una contraoferta de suscripción, pero tanto el presidente Alberto Fernández como el ministro Martín Guzmán rechazaron el planteo.

Los funcionarios advirtieron que será «muy difícil» mejorar el postrero ofrecimiento, al tiempo que mostraron confianza en arribar a un acuerdo con la mayoría.

En un comunicado conjunto, el Grupo Ad Hoc de Accionistas de Bonos Argentinos, el Comité de Acreedores de Argentina y el clan de Accionistas de Bonos de Intercambio informaron la osadía de resistir una nueva propuesta para poder entrar a un acuerdo y hasta aseguran que esa iniciativa le permitirá al país administrar u$s 35.000 millones.

Poco luego, el Presidente respondió a los acreedores y en forma tajante, afirmó: «Es muy difícil hacer una oferta mejor porque ya empieza a poner en riesgo el mañana».

En declaraciones a la TV Pública, Fernández destacó: «Su oferta no es igual a la nuestra, nos demanda más esfuerzo, pero como nosotros queremos actuar de buena fe, seguiremos discutiendo».

No obstante, el mandatario aclaró: «Hemos hecho la oferta posible, y es imposible que nos podamos mover de este último esfuerzo».

El mandatario franquista afirmó que sondeo «resolver las cosas de tal forma que no haya más problemas con los acreedores y no seguir discutiendo cómo hacemos para pagar».

«Hicimos la oferta posible. Fue un esfuerzo muy grande. No queremos hacer una oferta que ponga en riesgo a los sectores más vulnerables de la Argentina. No les podemos pedir más esfuerzos», agregó el mandatario, al reponer preguntas de jóvenes de distintos puntos del país.

Luego, en un comunicado difundido por el Palacio de Hacienda, el ministro agregó que aceptar la contraoferta «significaría someter a la sociedad argentina a más angustia«.

«Vemos en ese grupo de acreedores una falta de entendimiento sobre las restricciones que enfrenta la Argentina», sostuvo el presidente del Palacio de Hacienda, y estimó que la mayoría de los bonistas aceptará la ofrecimiento oficial.

Guzmán indicó: «No vamos a confrontar con nuestros acreedores. No vinimos a pelearnos con nadie sino a resolver un problema enorme en el que se dejó a Argentina. Queremos resolver el problema. Fue con esa vocación que hicimos una oferta definitiva que incluyó nuestro máximo esfuerzo».

«Acá hay un país. Acá hay familias. Hay personas. Aceptar lo que piden algunos acreedores significaría someter a la sociedad argentina a más angustia, implicaría por ejemplo ajustar jubilaciones, y no lo vamos a hacer. Seguimos esperando que prime la buena fe por parte de los acreedores», afirmó.

Fernández y Guzmán salieron así al cruce de los grupos de bonistas que indicaron que están dispuestos a aceptar la concesión procesal de que los nuevos bonos emitidos en el intercambio de los títulos globales existentes se regirán por una traducción modificada del entendimiento de 2016.

Es aseverar, si perfectamente rechazan la última ofrecimiento presentada por el ministro de Economía, están dispuestos a aceptar un cambio procesal buscado por la Argentina.

La narración al entendimiento de 2016 implica un cambio en la giro chica de lo que habían pedido los grupos de bonistas más duros con anticipación.

Es que hasta ahora habían solicitado a la Argentina términos más duros en lo procesal que implicaban emitir los nuevos títulos bajo los contratos (indentures) de 2005, más estrictos para el país.

El anuncio aumenta todavía la fuerza de los bonistas, ya que hasta el momento estaban unidos dos de los grupos, el Ad Hoc (interiormente del cual está BlackRock) y el Tenedores de Bonos de Canje, pero ahora sumaron ahora al más cercano al Gobierno, al Comité de Acreedores.

Esta nueva iniciativa llega a dos semanas de la vencimiento fijada por el Gobierno (4 de agosto) para que los acreedores acepten la ofrecimiento presentada el 5 de julio postrero.

En la contraoferta de este lunes, los grupos dijeron que la idea representa «importantes concesiones económicas y legales de los tres grupos, incluido que los nuevos bonos emitidos a cambio de los bonos globales existentes se regirán por una traducción modificada de la escritura de 2016″.

«Nos hemos unido para presentar una nueva propuesta al gobierno argentino que cuente con el apoyo de todos los grupos de acreedores«, indicó.

Sostuvieron que su propuesta mejorada «proporcionará el alivio a corto plazo que la Argentina necesita con urgencia».

También aseguraron que «brindará una solución sostenible a largo plazo que asegure el futuro del país y su acceso a los mercados internacionales de capital».

Afirmaron que la propuesta «proporcionará el marco legal necesario para alentar la inversión adicional necesaria para poner al país en el camino hacia una recuperación sostenida».

Conocé el valía del dólar en Dólar Hoy y seguí la cotización y comportamiento minuto a minuto. CLICK AQUÍ
Enterate lo postrero sobre hacienda digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ



FUENTE

Be the first to comment on "ALBERTO habló ante acreedores de la deuda: qué dijo"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*