Emisión: carrera contra el tiempo entre el BCRA, la Moneda y G+D


La invitación a los proveedores internacionales fue para una cantidad de 250 millones de billetes (esto, equivalente a una puesta en circulación de $125.000 millones, lo que no parece gran cosa teniendo en cuenta los volúmenes emitidos recientemente). Hasta acá carencia del otro mundo. Pero hay que tener presente que todos los bancos centrales del mundo están emitiendo “a lo loco” y por lo tanto no hay mucha capacidad ociosa acondicionado. Por ende se plantean algunos interrogantes. El más relevante es si llegan a tiempo los billetes. La subasta planteo tres fechas para la entrega en Buenos Aires (100 millones de billetes en agosto y en septiembre y el resto en octubre). La subasta la “ganó” el reunión teutónico Giesecke+Devrient (G+D), que en ingenuidad fue el único que se presentó, pese a que otro reunión europeo compró el pliego. El precio cotizado fue cercano a los u$s20 millones, o sea que cada “yaguareté” costará poco más de u$s12 (casi el doble del valencia facial). Para los conocedores de este negocio es sin duda un precio exhorbitante, o digamos fuera de lo “normal” por lo que en ésta época de “anormalidad” rige el “siga siga”. No son tiempos para mirar los costos, dirían algunos. Pero ocurre que este precio solo involucra el costo de impresión y el flete hasta Buenos Aires.

Premeditadamente, hexaedro el apuro del BCRA, se pidió que el remesa fuera preferentemente vía aérea, lo que es mucho más gravoso. Volviendo al tema del costo, la empresa alemana cotizó solo la impresión porque Casa de Moneda ya había comprado el papel y la tinta (ya están en Europa), de ahí lo caro que resulta esta importación. Al respecto cerca de señalar que tanto el “hilo de seguridad”, electo oportunamente para el “yaguareté”, como el “papel”, entreambos insumos pertenecen al reunión teutónico (dueños de las patentes) por lo que finalmente terminan “regulando” los precios del mercado. Ahora correctamente, y quizás lo más importante son los plazos y en tal sentido los alemanes, criteriosos, ya han avisado que son incumplibles, recién podría aparecer a entregar los billetes a partir de los 4,5 meses de que se haya firmado la orden de importación. Por lo tanto, si finalmente, se adjudica esta subasta al reunión G+D difícilmente lleguen los 250 millones de $500 a tiempo, o correctamente, para que el BCRA satisfaga el apetito del Tesoro no antaño de fin de año. Con relación al tema del precio cotizado, se especula que además podría incluir internamente, o sea, para G+D algún tema de castigo o multa al que será pasible porque seguramente incumplirá algún otro pedido para satisfacer el de Moneda argentina. Se podría desmenuzar que un tercio del costo sería el flete y en el resto estaría contemplado una posible multa al reunión con sede en Munich.



Click aqui para ir a la nueva innovador

Be the first to comment on "Emisión: carrera contra el tiempo entre el BCRA, la Moneda y G+D"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*