La madre de Samanta apuntó muy dura contra los haters


La resolución de la producción de Bake Off Argentina con Samanta Casais dejó las redes sociales prendidas fuego. Muchos de los fanáticos del software, criticaron que quienes tomaron el casting se tendrían que sobrevenir fijado antiguamente los datos de cada participante antiguamente de que ingrese y ahora no dejarla tan expuesta o como “alimento del escarnio público”. Luego de la gran repercusión que generó la drástica osadía de Turner sobre el caso de la participante, su religiosa, Susana Mendoza habló con Informados de Todo (América) y realizó un sólido descargo contra el software.

En vivo desde su casa en Villa Dominico, la religiosa de la pastelera lanzó: “Fue una competencia de tortas y se convirtió en el Coliseo”. En esa orientación opinó: “La gente es como que tuviera la mente chata, pero bueno”.

Luego de manifestar su indignación para el ciclo que conduce Guillermo Andino y Pia Shaw, Susana aclaró que su hija se encuentra con contención psicológica y explicó que fue lo que pasó con las “omisiones en el contrato” que le adjudica la producción. “Es un programa de pastelería y al leer un ítem en el contrato ella comprendió que hablaban de la pastelería y no de la gastronomía en general, por eso puso que no”, aseguró respecto al escándalo cerca de del rótulo de profesional que le colocaron por sobrevenir trabajado en un plan de pastelería común, en Café San Juan, hecho que fue constatado por el dueño del ocasión, y estar en programas de TV demostrando sus aptitudes de pastelera.

En cuanto a la osadía tajante de la producción disparó: “El veredicto no es injusto, ella interpretó mal algo. Si las reglas eran así, ella con mucha dignidad se presentó, que no cualquiera lo haría, y aceptó su error” y sumó: “Ella no es pastelera, es amateur. Jamás hizo un curso. Es el don que Dios le dio y la gente no acepta eso”.

Luego de defender a su hija, la mujer explicó que ella comenzó mirando a los grandes pasteleros de la televisión desde que era muy chica y reiteró que nunca hizo ningún curso. “Ella ama la pastelería. Cuando uno nace con un don ya lo hace desde chiquito”, aseguró orgullosa de Samanta y sus dotes para la cocina.

En la misma orientación de descargo, Mendoza sostuvo que su estado no es tan dramático y que seguramente estuvo mal estos días por los fuertes comentarios y mensajes que le dejaron en las redes sociales.  “Seguro estuvo mal por las cosas que han hablado de ella, el odio de la gente, que la verdad no se comprende. Pero eso le ocurre a todos los genios, siempre lo quieren pisar”, aseguró picante contra los haters, de quienes afirmó: “Se esconden detrás de un celular, pero eso es lo más bajo que hay. Ella demostró su dignidad. Es más la gente que la quiere. Es ignorancia más que odio

Respecto a la elevada suma de caudal que perdió y quedó en manos de Damián Pier Basile contó que con eso se iba a hacer un curso de pastelería con Osvaldo Gross. “Era su sueño poder pagarlo y hacer un curso con él”.

A modo de obstrucción indicó: “Para mi ella es ganadora, esto no me modifica en nada. Cuando me contó le dije que ya está liberada, que su vida sigue. Tiene una gran persona al lado de ella que la sostuvo, la acompañó ya que yo no pude” y, en cuanto a las dos denuncias que le figuraron externas al reality gastronómico, Susana remató: “De eso no voy a hablar nada porque no tuvo nada que ver con el programa. Además ya está resuelto”

A.A

Galería de imágenes




FUENTE

Be the first to comment on "La madre de Samanta apuntó muy dura contra los haters"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*